Tarika Shadilía de Murcia (Valle Ricote)
                                                                                                                     
 
19 de Marzo de 2006
Ir al Inicio >>>
 
 
En presencia del más Compasivo, el Sustentador.

"...he dispuesto que vuestra docilidad a Mí sea vuestra religión"
. Corán 5:3


La palabra Sharia traducida normalmente por la ley, o normas de comportamiento en el seno del Islam, tiene otra connotación etimológica en sus orígenes.


"Shariia o Shiraa" significa literalmente "el camino que lleva a una fuente de agua". Para aquellas gentes del desierto éste era el significado, de esperanza y no de dificultad, de la palabra Sharia cuando la escuchaban. Era para ellos el camino hacia la vida, pues el camino que lleva hacia una fuente en el desierto es, sin lugar a duda, el camino hacia la vida.


Hoy día, al igual que entonces, esta palabra también puede ser desposeída de toda connotación "bárbara y justiciera".

Cuando escuchamos que en algún país ¿islámico? se va a aplicar la Sharia esperamos temerosos alguna nueva barbaridad fuera de contexto, fuera de tiempo y razón, es decir; un nuevo disparate sobre los "hombros" de un Islam que ya está en exceso agredido, mal entendido y en esencia poco practicado.


La Divinidad, Al-Lah, Dios, Él, Ella, Ello, o como cada buena voluntad quiera que lo denomine, es La Verdadera Sharia. Él es el Verdadero Camino y también la Fuente.


También dice el Corán en 3;109 "...y todo retorna a La Divinidad, que es su Fuente".


"Y de La Divinidad es todo cuanto hay en los cielos y todo cuanto hay en la tierra"
. Corán 4-132


"Esta vida no es sino juego y disfrute pasajero"
Corán 6:32.





¿Porqué razón entonces, algunas personas hacen de la vida persecución, intolerancia, castigo y pecado?. ¿Acaso se olvidaron de que el ser humano antes que culpable de algo es inocente de todo? ¿No insiste permanentemente el Corán en el perdón, la compasión, la tolerancia? ¿Es el ser humano más sabio y justo que su Creador?


Pues Él dice: "No imponemos a nadie una carga superior a sus fuerzas". Coran 7:42

No obstante, el "juego y disfrute pasajero" con el que la Dinámica Creadora nos regala es también una escuela de aprendizaje, pero no un objetivo en sí mismo sino un medio, pues aprender puede ser gozoso, ya que también se aprende jugando.

Este es el sentido de la vida-escuela: "gozosa transitoriedad para los aprendices". Pero sin olvidar que el juego y el goce son, al mismo tiempo que un disfrute, el más serio de los elementos puestos a nuestro alcance, pues en este caso el disfrute no es equivalente a frivolidad, sino equivalente a vehículo hacia la Sabiduría.


Tanto es así que más adelante el Corán en 6:70, advierte:

"Apártate de aquellos que (estériles) han hecho del juego y diversión pasajera su religión".

Ya que la religión del ser humano, cualquiera que sea su nombre, siempre habrá de ser:

"...he dispuesto que vuestra docilidad a Mí sea vuestra religión". Corán 5:3


Sed dóciles a la labor del Creador sobre vosotros, y todo lo demás os vendrá.


Que el más Misericordioso os colme de Paz.

                                                                                                  
                                                                                                              Sidi Sa´îd b. Aÿiba

<<< Anterior hutba
Siguiente Hutba >>>